• Wide screen resolution
  • Narrow screen resolution
  • Increase font size
  • Decrease font size
  • Default font size
JA slide show

Invitación

"Ven, ven quien quiera tu seas, ven
Aún si ya en nada crees, ven

Nuestro camino no es de desesperanza.

Aún si rompes tus promesas mil veces,
Vuelve, vuelve, ven."

(Mevlana Jelaluddin Rumi)

_
Inicio Material derviche
Material derviche
El hombre, una incógnita para sí mismo PDF Imprimir E-mail
Escrito por Editor   
Sábado, 29 de Marzo de 2008 18:00

Bismillahir-Rahmanir-Rahim

A lo largo de todos estos años, me he convencido y cada vez estoy más convencido, de que el hombre es una profunda incógnita para sí mismo. Es decir, pese a todas las explicaciones que nos den a cerca del hombre, desde un punto de vista, religioso, filosófico, sociológico o de cualquier otra disciplina, el hombre sigue siendo una gran incógnita para sí; esto tiene una característica muy especial: el hombre no se da cuenta de que es una “incógnita”, y se explica a sí mismo tratando de minimizar y facilitar la comprensión que tiene acerca de sí con la razón; o sea, el hombre con su razón se explica a sí mismo.

 

Última actualización el Sábado, 26 de Junio de 2010 06:12
Leer más...
 
Obstáculos del buscador PDF Imprimir E-mail
Escrito por Editor   
Sábado, 05 de Enero de 2008 18:00

Bismillahir-Rahmanir-Rahim

El sábado pasado estábamos hablando de las etapas del camino, de la dificultad de las etapas, de los propósitos que nos han llevado a lo que entre nosotros llamamos “la búsqueda espiritual”. Es casi natural que ese objetivo vaya cambiando con los años, hasta que finalmente el viajero pierda de vista por qué empezó el viaje. Cuando el viajero pierde de vista por qué empezó el viaje, tal vez es cuando mejor está predispuesto al viaje.

 

Última actualización el Sábado, 26 de Junio de 2010 06:12
Leer más...
 
Llenos de nosotros mismos PDF Imprimir E-mail
Escrito por Editor   
Sábado, 10 de Febrero de 2007 18:00

Bismillahir-Rahmanir-Rahim

Estaban escuchando en una mezquita la disertación de un Imam y en ese momento llegó uno que no era del lugar y se sentó entre los congregados. El Imam observó que cuando se hacía las congratulaciones y bendiciones al Profeta (BP), no hacía nada. Cuando terminó la reunión el hombre fue interpelado por el Imam que le dijo: He observado que mientras nosotros hacíamos las congratulaciones y bendiciones a nuestro santo Profeta (BP) tú no las hacías. Es cierto –le dijo. ¿Por qué? –Preguntó el Imam.

 

Última actualización el Sábado, 26 de Junio de 2010 05:55
Leer más...
 
<< Inicio < Prev 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 Próximo > Fin >>

Página 7 de 11